Nuestras viñas: 27 tesoros

Domaines Lupier cuenta con veintisiete pequeñas parcelas con viñas viejas de garnacha negra, compradas y rescatadas una a una expresamente para este proyecto.

Elisa y Enrique, tras años de experiencia en el sector vitivinícola, y convencidos de que un gran vino se hace en el viñedo, en el año 2006, rebuscaron y examinaron los terroirs de diversas zonas hasta que dieron con lo que querían: viñas viejas de garnacha negra en la altitud de la montaña y Norte de España, con suelos en los que predominara la caliza, con diferentes orientaciones, 27 tesoros, viñedos que estaban abandonados, algunos plantados desde 1903. Estas micro-parcelas las compraron una a una, con mucho esfuerzo y desde entonces ellos las cuidan con cariño, día a día, de forma orgánica certificada y biodinámica.

Para ellos cada día es un regalo; un compromiso en el largo plazo con generaciones futuras de respetar y preservar la biodiversidad de estas viñas.